La Coordinadora Ecoloxista d'Asturies, creada en 1987, es una de las asociaciones ecologistas con mayor trayectoria y más activas de Asturias. Se organiza mediante asambleas abiertas y periódicas, y se financia exclusivamente a través de donativos. A iniciativa propia o en colaboración con otras asociaciones y personas intenta aportar soluciones a los problemas ambientales de Asturias.

Colabora

colaboración información contacto de la coordinadora

Contacto

información contacto de la coordinadora

Suscripción RSS     participa con la coordinadora en facebook

Calendario de eventos ambientales
L M M J V S D
1
 
2
 
3
 
4
 
5
 
6
 
7
 
8
 
9
 
10
 
11
 
12
 
13
 
14
 
15
 
16
 
17
 
18
 
19
 
20
 
21
 
22
 
23
 
24
 
25
 
26
 
27
 
28
 
29
 
30
 
31
 
 
 
 
 
Añadir a calendario
Documentos

Biblioteca virtual de documentos

Inicio de sesión
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.

PostHeaderIcon Alegaciones cria trucha en el Musel (23/02/2018)

Consejería de Desarrollo Rural y Recursos Naturales

Director General de Pesca Marítima

Avenida Príncipe de Asturias s/n

33200                        Gijón

 

La Coordinadora Ecoloxista d’Asturies, con domicilio a efecto de notificaciones postales en la calle Padre Teral nº 26 - Q de Villalegre, en Avilés y con el correo electrónico correo@coordinadoraecoloxista.org, entidad inscrita en el registro de Asociaciones del Principado de Asturias con el nº 11760 sección primera con CIF - G33247891 y, en su representación, Fructuoso Pontigo Concha, con DNI 11393200-N, ante esta Unidad Administrativa comparece y, como mejor proceda en Derecho,

 

EXPONE:

Que a medio de este escrito, dentro del plazo de concedido al efecto la información pública sobre solicitud de autorización administrativa y estudio preliminar de impacto ambiental para un cultivo marino de engorde de lo que se menciona como reo (Oncorhynchus mykiss) que es trucha arcoíris, pero a efectos de la Peninsula Iberica el reo es Salmo trutta trutta, aunque en otros países se le llame a la trucha arcoíris. El cultivo se situaría en el puerto del Musel, municipio de Gijón, y la notificación es publicada en el Bopa del pasado 31 de enero del 2018.

 

Antedecendentes.-

El estudio que se presenta para el engorde en 3 jaulas marinas de 16 metros de diámetro de unas 6.000 truchas de arco iris de cada vez,  tiene notable ausencias para valorar el impacto real de esta actividad de acuicultura en una zona ya gravemente afectada por la incontrolable actividad industrial. Es un estudio de 118 páginas de las que en 25 se hace un breve resumen ambiental sin detallar datos fundamentales (calidad de las aguas, tipo de alimentación, efectos de residuos organicos, viruses, enfermades, posible fugas e invasiones etc.) el resto es el estudio arqueológico realizado en el año 2001 para ampliar el puerto del Musel.

 

Es un eufemismo de la Consejeria de mezclar reo (Salmo trutta trutta) con trucha arcoíris (Oncorhynchus mykiss) ya que en España el reo es trucha salvaje que emigra al mar y adquiere unas propiedades especificas, aunque en otros países se llama reo a arcoíris pero es otra variedad. Entendemos que no es una confusión este uso del vocablo reo, sino que se hace con la intención de despistar sobre el proyecto de criar una especie invasora, que no se puede usar de acuerdo al actual marco legal actual. Recordamos a las autoridades que están en su deber de garantizar y proteger los sitemas acuatidos de aguas continentales del Principado de Asturias, y no de anadir ningún tipo de presión a la ya decadente situación de las poblaciones pisciolas de trucha y salmon salvaje. Como ejemplo ya hemos sigo testigos de la impasividad de el principado ante la invasión de bogas, cachos y carpines que entre otras cosas se comen las puestas de los salmónidos.

 

 

Segunda. Emplazamiento.

Sorprende que en el estudio presentado no haya ni una sola referencia a la calidad de las aguas de la zona donde se quiere desarrollar la actividad, un dato fundamental para valorar la idoneidad sanitaria del  proyecto que pretende engordar peces para usarlos para comer, por lo que es fundamental además de saber que van a comer cual es el agua en la que van estar el tiempo del engorde que se estima en 6 meses, que impacto puede suponer la penosa calidad de agua de la zona sobre ellos, de manera especial en cuanto a la presencia de contaminantes importantes como los metales pesados y otros contaminantes peligrosos (volátiles, fugas, carbones, sobrantes del acero, polvillos etc).

 

Al margen de los vertidos habituales de los gráneles al puerto que se  aprecian con las manchas de carbón y restos rojizos de los aceros en gran parte de las playas de alrededor, de los vertidos accidentales de los barcos en el puerto, que la actividad industrial de los muelles que se van a agravar cuando entre en marcha el desguace previsto.

 

El puerto está rodeado de 2 zonas contaminadas si nos ateneos a los datos de la malísima calidad de las aguas que salen de la ría de Aboño que es colindante al puerto y con corrientes dominantes al Este arrastra estos contaminantes hacia la zona. Asi mismo por delante de la ria de Abono hay un colector sin depurar que sale enfrente del Cabo Torres por el oeste.  Recordamos que hoy o por hoy, en Gijón se siguen sin depurar gran parte de las aguas residuales urbanas que son vertidas al mar sin tratamiento alguno en la zona Este y Oeste. Por lo que no se puede admitir por razones sanitarias la acuicultura en zona altamente contaminada como es esta.

 

Como ejemplo sangrante también tenemos  “natas” rojizas llegan a laPlaya de Poniente todo el año tras vientos del NW. Y que el Principado de Asturias debería centrar sus esfuerzos en recuperar los ecosistemas degradados y no en poner trabas a su recuperación como estuvo haciendo durante añoos en los ríos y ahora pretende instaurar politica dañándolos mas, incluyendo el mar.

 

Tercera. Impacto en el entorno.

Hay que recordar que de acuerdo al actual marco legal, no se puede criar  una especie invasora, por el riesgo que se produzcan escapes de un pez que está creando un problema ecológico en algunas de las zonas en las que se ha introducido. Debido a su potencial invasor o la susceptibilidad de convertirse en una amenaza grave por competir con las especies silvestres autóctonas, alterar su pureza genética o los equilibrios ecológicos, en España esta especie ha sido incluida por sentencia judicial del Tribunal Supremo en el Catálogo Español de Especies exóticas Invasoras, aprobado por Real Decreto 630/2013, de 2 de agosto, estando prohibida en España su introducción en el medio natural en todo el territorio nacional y en las zonas marinas jurisdiccionales publicado en el BOE del 17 de junio del 2016.

 

En este proyecto no se desecha la posibilidad de escape de los peces por el tipo de cerco que se va usar en un mar con muchas corrientes y temporales, por el manejo de los peces cada vez que se extraigan o se introduzcan en las jaulas.

 

Hay que tener en cuenta que nuestros ríos ya sufren la imparable invasión de bogas, cachos y carpines que se comen las puestas de los salmónidos como para encima tener que soportar presión ecológica de arcoíris a partir de las que aquí se escapen. Las poblaciones de salmónidos del principado de Asturias esta en decadencia por muchos factores mas alla de las especies invasoras, pero entre ellas esta la mala gestión que se esta empezando a corregir, y no querríamos ser testigos de otra mala gestión como puede ser el dr via libre a la trucha arcoíris y que pueda alcanzar los cauces de los ríos.

 

Se minusvalora el impacto del desequilibrio que va a generar la  alimentación a mano de los peces  genera las correspondientes perdidas en la zona y los residuos de la masa de peces en esta zona concreta, por más que las corrientes las puedan difuminar su impacto, este no se evalúa suficientemente. El exceso de material orgánica  de las jaulas  suele ocasionar episodios de eutroficacion, perdidas de oxígeno en masa de agua, expansión de virus al medio y enfermedades que no están valoradas en el estudio.

 

Es por lo que SOLICITA que tenga por presentado este escrito y por formuladas las alegaciones que contiene, que se presentan en tiempo y forma, sean estimadas las mismas y modifique en el sentido argumentado el proyecto sometido a consulta, adecuándose a la obligada motivación prevista en la regulación procedimental que es específica y, teniéndome por parte interesada, nos den traslado de la resolución que recaiga en el presente procedimiento administrativo.

 

                                                             

En     Avilés a 26 de febrero del 2018

 

 

 

Fdo. Fructuoso Pontigo Concha por la Coordinadora Ecoloxista d’Asturies

 

Artículos